Águila pescadora al norte de Sanlúcar de Barrameda

10
178

Afortunadamente, ya me quedan pocas aves rapaces ibéricas por observar. Una de ellas, era el águila pescadora, bastante escasa por las zonas en las que me movía habitualmente. No hace mucho, había publicado un post sobre la noticia de la cría del águila pescadora en España y al menos cinco parejas han criado en la zona de Huelva.

Quizás uno de estos individuos es el que tuve la suerte de poder ver comiendo un pez recién pescado con sus poderosas garras en un poste al oeste del pinar de la Algaida en dirección a la marisma de Henares. Allí cerca, donde un canal se divide en dos formando una uve (de ahí me explicaron salió el nombre de la llanura de la Uve). Famosa ya por otros posts que he hecho de la zona.

Bonita estampa del águila con un pez en una de sus poderosas garras.

El águila estaba posada en un poste antiguo de electricidad con un pez recién pescado. El blanco impoluto del pecho contrasta con las alas oscuras. También llama mucho la atención las “patillas” blancas en la cabeza echadas para atrás.

Su silueta en vuelo recuerda un poco a una gran gaviota, a un gavión o algo por el estilo, con unas alas estrechas frente a su cuerpo si la comparamo con otras águilas, con un codo muy marcado como el de las gaviotas. Si la vemos desde abajo, su envergadura nos llamará la atención ya que parece como de un ratonero o un milano grande, pero mucho más clara por debajo.

Vista general, como los azores, parecen que están cargadas de hombros, en una actitud de continúo acecho…

Cuando divisan a una presa, cierran sus alas y caen en picado, llegando incluso en algunos casos a sumergirse considerablemente. En esta zona en la actualidad hay muchos individuos provenientes del norte, migrando hacia el, hacia África, hacia climas más cálidos. Otras de estas rapaces están establecidas aquí durante todo el año.


Instantánea del momento en que se posa en otro poste sin dejar en ningún momento a su presa…

Compartir
Artículo anteriorEl viaje del alimoche
Artículo siguienteFotografiando el otoño
Desde pequeño siempre fui aficionado a la naturaleza, pasando mis tardes metiendome por donde pudiera en medio del monte y la playa. Así que mi afición traté de hacerla en serio y acabé la carrera de Biología en el año 2003. En la actualidad, estoy realizando la tesis doctoral en el lab. de Biotecnología Vegetal de la Universidad de Vigo. Desde hace tres años presido AXENA, mi trabajo en la asociación está centrado en la coordinación de las diferentes disciplinas que conforman nuestros proyectos, su gestión y claro está, en el área de naturaleza.

10 Comentarios

  1. Hola Xurxo, no tan rara, yo la he visto varias veces en Gandaras, y en el Estuario del Miño es mas frecuente que otras “comunes”, es cuestion de paciencia y un poco de suerte.

  2. Que buena xurxo!! La tenias bien cerquita y a una patada de casa!! Esa zona en general es un paraíso para seguir aves, ya nos dió muy buenos momentos, y los que seguirá dando. Haber si sacas algo más, algún posadero más cercano o algún sitio donde cace frecuentemente, y le haces unas buenas sesiones.

  3. Sí, César, a mí me lo dijeron en el estuario hasta el pantano de Ribadavia pero a mí nunca me coincidió… Y en gándaras tampoco.. pero bueno ahora ya me he sacado la espinita.. este finde espero poder andar tranquilo por la zona, con red de camuflaje incluída ijijijij

  4. joer, pues yo en galicia nunca la vi y eso q mucho patee buscandola…tuve que irme a mexico para ver el aguila pescadora en un islote al lado de donde grabe la barracuda

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here