Los Bloggers de Axena

Artículos y noticias sobre el medio ambiente

Tesoros del mar: los nudibranquios

Si escuchamos la palabra fotosíntesis pensaremos en una planta, si nos hablan de simbiosis quizás nos venga a la cabeza un liquen, si nos mencionan mimetismo recordaremos un camaleón… y sin embargo tal vez no habremos reparado en que existe un grupo de organismos marinos que son capaces de hacer éstas y otras muchas peculiaridades.

Chromodoris purpurea

Los nudibranquios son moluscos gasterópodos. Los gasterópodos se caracterizan por desarrollar frecuentemente una concha externa con una notable torsión, incluyéndose en este grupo las que coloquialmente conocemos como caracolas. La concha ofrece múltiples ventajas, como  defensa frente a una posible depredación o como protección para evitar la desecación en aquellas especies que habitan el intermareal (zona expuesta al aire comprendida entre las mareas altas y bajas). Sin embargo, en los nudibranquios se ha producido la pérdida de esta concha externa. Sin ella, se convierten en organismos mucho más vulnerables. Para solventar esta carencia han desarrollado multitud de estrategias que los convierten en unos organismos verdaderamente fascinantes.

Hypselodoris villafranca

Los tipos de alimentación en nudibranquios son diversos. Algunos se decantan por la  herbivoría, alimentándose de algas. Han perdido su concha y van a adoptar unas estrategias para poder beneficiarse de ello. Primeramente se convierten en animales prácticamente trasparentes, carentes de pigmentos externos. Ello permite que sea la propia coloración del alimento que ingieren la que se manifieste externamente. Los nudibranquios herbívoros, por tanto, suelen ser verdosos y pueden pasar desapercibidos. Este fenómeno se conoce con el nombre de cripsis, que erróneamente suele denominarse mimetismo. El mimetismo se desarrolla cuando una especie manifiesta alguna característica de otra especie para aprovechar la ventaja que ésta le ofrece. A modo de ejemplo, la falsa coral, del género Lampropeltis “imita” el patrón de colores propio de las serpientes de coral, que incluye géneros diferentes, como el Leptomicrurus. La falsa coral carece de veneno, pero manifiesta un patrón de coloración similar al de las especies venenosas. Ello favorece que no sea atacada, por ser confundida con especies venenosas, ahorrándose así la energía que tendría que invertir en generar veneno. Los nudibranquios, por tanto, manifiestan en el caso descrito anteriormente fenómenos de cripsis. Pero hacen más que eso. No conformes con pasar desapercibidos, desarrollan una estrategia para optimizar su alimentación. Algunos géneros como el que incluye las Elysias son capaces de conservar funcionales algunos de los cloroplastos ingeridos. Éstos son dirigidos hacia las zonas más externas del molusco, pudiendo fotosintetizar durante un periodo determinado, almacenados en receptáculos especiales. Así, se convierten en una especie de pantallas solares que pueden obtener energía extra a partir de unos orgánulos ajenos.

Elysia tomentosa (Foto: Mike Severns)

Otros nudibranquios no son herbívoros, sino algo así como depredadores. Se pueden alimentar de cnidarios hidrozoos, emparentados con las medusas que conocemos. Los hidrozoos, y todos los cnidarios, tienen células especializadas para la defensa. Estas células se conocen con el nombre de cnidocitos, y tienen la capacidad de  propulsar una especie de garfio secretor de veneno. Estas células son las responsables de las picaduras de las medusas. Los nudibranquios que se alimentan de hidrozoos son capaces de almacenar los cnidocitos en estructuras especializadas. Estas estructuras suelen alojarse en multitud de expansiones a lo largo de la cara dorsal del organismo. Los nudibranquios de este tipo suelen manifestar colores llamativos que normalmente se asocian con peligro. Y con razón, algunos de ellos almacenan tal cantidad de cnidocitos en su superficie que su concentración supera la que se encontraba en el organismo original del que se ha alimentado.

Flabellina iodinea (Foto: Mikel Cortés Escalante)

En cuanto a la simbiosis, también supone una estrategia en algunos géneros de nudibranquios. Una simbiosis será una asociación entre dos organismos en la que ambos obtienen beneficio. Esta asociación la establecen con pequeñas algas unicelulares conocidas con el nombre de dinoflagelados. El propio metabolismo celular del molusco genera dióxido de carbono, que transforman  los dinoflagelados en carbono orgánico mediante fotosíntesis. El nudibranquio le aporta nutrientes, alojamiento y protección, y los dinoflagelados suponen una fuente de energía, al ser periódicamente digeridos por el molusco. El caso descrito anteriormente, en el que almacena y conserva funcionales los cloroplastos de las algas que ingiere, no se correspondería con una simbiosis en sentido estricto, ya que la relación no se desarrolla entre dos organismos, sino entre orgánulos y organismo.

Aeolidia papillosa

Así, aunque han perdido su concha, han desarrollado la cripsis para pasar desapercibidos, así como el almacenamiento de cnidocitos y la manifestación de coloraciones que advierten del peligro que conllevaría su ingestión. No obstante, las especializaciones no finalizan aquí. Existen nudibranquios con la capacidad de sintetizar sus propias sustancias tóxicas, especies miméticas que expresan patrones de coloración propias de otras especies verdaderamente tóxicas. Y, asimismo, también los nudibranquios tóxicos sirven como modelo para que otros organismos se quieran hacer pasar por ellos.

Sí, carecen de concha pero, con todos estos recursos y estrategias: ¿quién necesita una?

Arriba: Flabellina trilineata; Abajo: Podocerus cristatus (crustáceo) (Foto: Jeff Goddard)

 

Datos del post

Fecha
marzo 11th, 2010

Autor
Alex

Categoría

14 comentarios a “Tesoros del mar: los nudibranquios”


  1. Juan dice:

    Muy bueno el post!
    Me sorprendió un montón lo de que podían aprovechar los cloroplastos que ingerían para obtener energía mediante fotosíntesis! Curiosos animalillos…

  2. Alexandra dice:

    Me alegro!! Una puntualización ya que lo mencionas… La capacidad de almacenamiento de cloroplastos no es concretamente de nudibranquios. Los nudibranquios están incluídos dentro de la subclase Ophistobranquia. Aquí se encuentran varios órdenes de moluscos tipo “nudi”, pero que no son exactamente nudis (por ejemplo, el orden de los Anaspidea incluye las Aplysias, las liebres de mar). El orden Nudibranquia es el que incluye los nudibranquios estrictos (branquias al desnudo)… el orden Saccoglosa incluye las Elysias, que son las que almacenan cloroplastos… pero como todos estos órdenes engloban animalejos muy parecidos a nudibranquios no puntualicé en el post que las Elysias no lo eran… porque ya me ibais a matar si me ponía a describir órdenes y demás… hombre, pensé en titular el post como Ophistobranquios: los tesoros del mar, que sería más acertado… pero si ya nudibranquio suena a chino, no quiero ni pensar ophistobranquio.. pero sí, sería mucho más acertado :)

  3. Yol dice:

    Me ha encantado el post!! Muy buen estreno como escritora del blogg!! Asi q ahora t tienes q animar e ir dejándonos perlitas marinas;) Felicidades!! Esto de q el mundo marino empiece a tener tantos post en el blogg m mola y muxo!! gracias a todos los q os estais “mojando”.

  4. xurxo dice:

    Lo primero de todo bienvenida al blog Alex!!
    Lo segundo es que empiezas fuerte, con una buena descripción de los nudis y de sus capacidades que yo desconocía completamente, así que mis felicidades. Por otro lado, yo llevo buceando muchos años sobre todo por Pobra do Caramiñal y Palmeira (Ribeira), y en esa zona casi nunca vi nudis… Los veía en la tele y claro parecen enormes…
    Pero cuando me he ido a uno de los mejores sitios para bucear en busca de toda cuanta bichería quieras, el carreiro de Aguiño, allí si los tengo visto, y el Hypselodoris villafranca, me pareció minúsculo (tenía la idea de las fotos y la tele de ser bichos más grandes…), y claro ya anduve rumiando como hacer para sacarle unos buenos macros.. jejjeje

  5. Navarro dice:

    Bienvenida al blog Alex!!!! :)

    Muy buen post, de tus amores marinos, no se si conozco a alguien tan enamorado de los minibichitos… jejeje Espero mas post tuyos eh!!

    Yo la verdad que siempre los iba buscando y no habia visto ninguno (mala suerte supongo) hasta hace unos dias que vi unos naranjas muy chulos en la ría de Aldán. Lo cierto es que son animales bastante habituales en las costas gallegas no?

  6. Chiquipulpi dice:

    Que buena mambranquia!!
    Siempre me ha encantado como te metes en los temas que te apasionan y como eres capaz de transmitir esa pasion de forma tan eficaz, al resto del mundo captando su curiosidad. Simplemente, la nudi mas bonita de cualquier oceano.

    Navarro si piensas bien quizas sepas de alguien que adora lo minibichitos…

    Por cierto muy bonitas fotos. ;D

  7. Manuel dice:

    hola Alexandra! El post y el tema de las diferentes adaptaciones de los organismos frente al depredador es apasionante, un mundo muy curioso!!!. Cripsis, aposematismos, mimetismo.. son una manera muy impresionante de que seres tan vulnerables a simple vista sean pasados por alto por el depredador. Lo de los cleptoplastos, robar y utilizar los cloroplastos ingeridos tambien es algo que choca bastante…curiosidades de la vida.
    En teoría ciertos nudibranquios son muy comunes en la costa gallega, pero bueno, es como todo… 7 años buceando y contadas veces he podido disfrutar de su presencia, y la tendencia es a menos por desgracia. Esta notable disminución no solo se aprecia en los nudibranquios, sino en todo tipo de fauna en general…

  8. joseluis dice:

    muy bueno el post alex

  9. Alexandra dice:

    Muchas gracias!!. Sí, en la tele parecen enormes… milagros de la tecnología. Como las meigas “habelos, hailos”, y desde luego precisas un ojo avizor para descubrirlos. Es lo más parecido a un buscando a Wally condicionado a veces por las limitaciones de la apnea, a lo largo de una roca plagada de esponjas, hidrozoos, briozoos, algas… Donde no suelen fallar es en las rocas, para haceros una idea por llamarlas de alguna manera, “mosaico”: esas rocas en las que la competencia entre multitud de diversos organismos bentónicos no deja tan siquiera un centímetro al descubierto de la roca original. Y la roca en eso, un mosaico de colores y formas espectaculares, entre las que se suelen esconder los nudibranquios. Suelen alimentarse de hidrozoos y briozoos, por lo que roca con éstos, roca posible con nudibranquios ;).
    En Galicia hay un montón, nunca imaginé que huebiese tantos!! Poco a poco sigo viendo especies nuevas que desconocía, y me sigo sorprendiendo gratamente, ojalá por mucho tiempo…

  10. Mae dice:

    Muy bien escrito el post..me ha gustado mucho tu entrada :)

  11. Muriel dice:

    Me encantan estos moluscos, pero sigo preguntándome si la persona de la primera imagen seguirá con vida, ya que son extremadamente tóxicos, muy hermosos pero bastante peligrosos :)


3 Trackbacks/Pingbacks

  1. 7º Concurso de Fotografía Biológica y Audiovisual Universidad de Vigo | Los Bloggers de Axena 19 11 10
  2. Habitantes de la superficie: Golondrina de mar (Glaucus atlanticus) | Los Bloggers de Axena 23 03 11
  3. Primera inmersión del año | Los Bloggers de Axena 20 04 11

Deja tu comentario