Los Bloggers de Axena

Artículos y noticias sobre el medio ambiente

Locomoción de serpientes y reposo para las tortugas

Las serpientes son reptiles sin patas y de cuerpo muy alargado. Y siempre me ha llamado la atención la velocidad con la que se mueven. Cuántas veces dando un paseo, sin querer molestar a una serpiente que está plácidamente tomando el sol (dependen de energía externa para poder mantener su temperatura corporal y actividad diaria), te sorprende un sonido y un movimiento: un ofidio rapídisimamente se agacha entre los matorrales más cercanos. Y ahí se acabó tu oportunidad de poder observarles. En Galicia no tenemos serpientes tan veloces como la mamba negra capaz de alcanzar los 45 km/h y es considerada una de las serpientes más peligrosas del mundo, fijaros en este vídeo.

Las serpientes tienen cuatro tipo de mecanismos para moverse. El más común es el llamado “serpentino” en el cual contraen su musculatura para generar ondulaciones que les permiten moverse por el terreno, al igual que hacen al nadar. En el movimiento “rectílineo” algunas serpientes como las boas utilizan movimientos musculares con sus escamas ventrales con lo que se desplazan con el cuerpo prácticamente extendido. Esta capacidad de locomoción es típica de aquellas serpientes que se desplazan por sitios muy estrechos como madrigueras. Otra forma de moverse es el movimiento en “acordeón”, en el que la serpiente contrae y estira su cuerpo como un muelle. El menos común, es el movimiento “de costado” en el que la serpiente levanta parte de su cuerpo para desplazarse lateralmente.

Un ejemplo en vídeo de movimiento serpentino lo podéis ver en este vídeo, de nuestras míticas cobras de agua en la laguna de ciencias de las cuales ya hemos hecho varios post anteriores.

Cobras de agua en la laguna de Ciencias. Locomoción de las culebras from Axena on Vimeo.

Y claro, tras el ejercicio que mejor que descansar plácidamente a las orillas de la laguna, como probablemente entiendan estes dos ejemplares de galapago leproso. Este vídeo me encanta y aprovecho para cumplir con una promesa realizada a César, finalmente he subido el vídeo!.


Galapago leproso en la laguna de Ciencias from Axena on Vimeo.

Referencias:

http://serpientes_llorente.galeon.com/locomocion.htm

4 comentarios a “Locomoción de serpientes y reposo para las tortugas”


  1. joselui dice:

    Desde luego la laguna de ciencias nos ha dado algunas buenas experiencias con los reptiles que en ella habitan, aun en el caso de personas como yo que les tienen algo de “respeto” a las serpientes

  2. Boni dice:

    La verdad es que es una pena que el CUVI haya perdido todo aquel “encanto” natural.
    Ahora, con tanto cinturón, obras a tutiplén y demás, se ha urbanizado y se perdió la sensación de monte (aún recuerdo hacer la matrícula, y ver caballos paseando cerca de la entrada principal XDDD).
    En lo que a seres escamosos reptantes, también viene a mi memoria “Godzilla”, un lagarto ocelado que encontramos debajo de una piedra (una señora piedra) en un muestreo de entomología (no recuerdo para quién).
    El domador de fieras, Raúl (que el César Millán ese de los perros tiene truco, XDD), lo cogió y fue para mi bolsillo, para pasearlo por la facultad.
    Lo intenté cuidar, pero me acabó muriendo.
    El stréss hizo que dejara de comer y el cambio de hábitat no le sentó bien (y eso que le buscamos un compañero, “Gamera”, una lagartija, y le dábamos bichos frescos para comer).
    Conclusión: los bichos, bichos son. Y no hay mejor sitio para ellos que su medio natural. No hagamos cafradas de llevarnos animales salvajes a casa por “capricho” o “por interés” (mea culpa).
    Esto también me viene a la cabeza por un reportaje que vi ayer en televisión, referido a todas aquellas personas que, en un toque de originalidad y modernismo, deciden adoptar mascotas salvajes: boas, pitones, hurones, chinchillas, mapaches y demás animales que se salen de lo habitual.
    Son animales salvajes, y algunos de ellos, de grandes dimensiones. Como decía el veterinario del reportaje: son animales que tienen derechos.
    Eso por no hablar del peligro que puede suponer abandonar una pitón de cien kilos en la calle…
    En fin, que los perros de porcelana también molan.
    Y como bien dice joselui, hay que tenerles respeto…el mismo que ell@s tienen por nosotros.

  3. cesar dice:

    Si, ha cambiado mucho, desde que te podias hinchar a comer champiñones y lepiotas en la zona de la laguna central, antes del caos de carreteras que la han dejado aislada y que matan cientos de sapos. A que hubiese ranitas de San Antonio en esa laguna. Las viboras que habia en donde esta el aparcamiento de Ciencias, etc, etc.
    Pero aun asi hay bastantes mas cosas de las que la gente ve, hace 3-4 años estuvo un avetorillo en la laguna central, a plena luz del dia, pese a la gente, pese a los autobuses, y sin que nadie se enterase.

  4. diojnv dice:

    es muy buenoo



Deja tu comentario