La sima de Pelayo

0
61

El escurridizo destino se cierne sobre un oscuro solsticio de invierno, mientras, el océano se bate contra la roca maltrecha. Llega con su silencio  para examinar las conciencias de sus habitantes, la sierra del Pelayo se muestra firme ante la grandiosa huella de Poseidón. Emerge como una fortalezainexpugnable con una sola puerta abierta a su misterioso corazón. Avanza, la sima del Pelayo, penetra en  la roca descubriendo  la luz que ilumina nuestro interior.

Nuestro compañero en pleno descenso                                                                                                        Nuestro compañero llegando al final del sima

La cercanía a los días más cortos del año impregna a la luz de unos destellos diferentes, su horizontalidad, la proyección de los objetos mostrándonos su alargada sombra, o la interminable puesta de sol, le dan a estos días una intensa misticidad.

A finales del mes de Noviembre, la Sociedad Espeleológica de la Región de Murcia, perteneciente al CUUM (Club Universitario de Montaña de Murcia ) visito la sima de la sierra de Pelayo. La aproximación desde la ciudad de Cartagena fue relativamente fácil, sin embargo, no tanto la localización de la abertura.

Todo el grupo al inicio de la aventura                                                                                             Un variopinto grupo de espeleólogos.

Conocida y utilizada para realizar prácticas de espeleosocorro, la instalación es segura. Primero deberemos de solventar 4 metros de caída hasta llegar a una bóveda que le da, ciertamente, un ambiente hogareño. Después de la primera instalación se procede a la segunda y más delicada, ya que necesitaremos de una cuerda de 35 metros, venceremos dos fraccionamientos, ninguno de ellos volado y con apoyo para los pies, lo que nos permitirá cambiar el descensor con seguridad.

Nuestra compañera equipando.                                                         Nuestra compañera equipando el camino hacia las profundidades.

Las paredes de la sima son estrechas por lo que tomaremos las debidas precauciones. Cuando se llega al final una ascensión de 10 metros de desnivel nos llevara al exterior hasta una pequeña atalaya donde se divisa el exterior y al fondo el campo de futbol del Cartagena C.F.

Particularmente, la considero un pequeño caramelito, dulce y sabroso, pero con el que deberemos de llevar cuidado para que no se nos indigeste.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here