Variante de Portosín: cada día más cerca de Marbella

53
452

Hasta hace unos años, Portosín, un pequeño pueblo costero de menos de mil habitantes situado en el ayuntamiento de Porto do Son, estaba formado por pequeñas viviendas unifamiliares. Una de las joyas de Galicia. Sin embargo, el “boom” urbanístico, consentido por gobiernos municipales de uno y otro signo y, como no, por la Xunta de Galicia, destruyeron su espíritu marinero y lo convirtieron en el monstruo de hormigón que hoy todos conocen. Actualmente Portosín sigue teniendo menos de mil habitantes como hace décadas, pero cuenta con edificios suficientes para albergar a la población de toda una ciudad. Por supuesto, todos ellos se encuentran prácticamente vacíos durante 10 o 11 meses al año. Es el pueblo de las persianas bajadas.

 

Portosin
Parte del frente marítimo de Portosín (el resto de fachada marítima que no aparece en la foto está igual o peor), hasta hace unos años una bonita villa marinera de viviendas unifamiliares y actualmente una pequeña Marbella de hormigón. Los políticos ahora pretenden destrozar los montes que hay detrás del pueblo con una nueva e innecesaria carretera.

 

Pero la destrucción no ha finalizado. De mismo modo que del cerdo se aprovecha todo, los políticos municipales y la Xunta de Galicia parecen haberse aliado para no dejar de Portosín ni los despojos. Así, si hace unas semanas el alcalde de Porto do Son solicitaba que la nueva Ley de Costas todavía fuese más permisiva en este pueblo en la zona de la Gafa y playa de Coira, ahora también se anuncia la construcción de una nueva e innecesaria vía de comunicación a la que han puesto el nombre de Variante de Portosín (este debe ser el único pueblo del mundo con apenas 650 habitantes al que le construyen una carretera de circunvalación) que, según ha reconocido el propio Conselleiro de Infraestructuras y Medio Ambiente, costará 37 millones de euros y duplicará a la AC-550 entre la salida del nuevo puente de Taramancos y Cans, un tramo de poco más de 7 Km que se recorre en menos de 8 minutos.

 

politicos
En la foto, trinchando un cefalópodo, el Consellerio de Infraestructuras y Medio Ambiente de la Xunta de Galicia, Agustín Hernández, al que le encanta ir a Porto do Son (ayuntamiento a donde pertenece Portosín) a comer el pulpo. No le tiembla el pulso en gastar 37 millones de euros de fondos públicos en una carretera para ahorrar un par de minutos de coche. A su lado el alcalde de Porto do Son.

 

Para justificar este gasto de 37 millones de euros, destrozo de bosques, expropiaciones de terrenos… arguyeron varias falacias, a cada cual más estrambótica, como se demuestra a continuación:

– Falacia número 1:

Con la nueva Variante de Portosín se ahorrará un tiempo significativo de coche: con al actual AC-550, entre la salida del puente de Taramancos y Cans, es decir, el tramo que se pretende duplicar, es un trazado sin apenas siniestrabilidad que se tarda en recorrer menos de 8 minutos en coche. La demostración es muy sencilla, basta con montar en un automovil, cronómetro en mano, y recorrer el trazado para comprobarlo. Es lo mínimo que debería haber hecho el Conselleiro de Infraestructuras y Medio Ambiente Agustín Hernández antes de gastar 37 millones de euros de dinero público. De paso haría un poco de honor a su cargo de Conselleiro de “Medio Ambiente” y no solo al de “Infraestructuras (Innecesarias)”.

  En este video recorremos en coche los poco más de 7 km. de AC-550 que hay entre la salida del nuevo puente de Taramancos y Cans, que la Xunta de Galicia pretende duplicar con la denominada Variante de Portosín. Como pueden ver, el tiempo en hacer el trayecto, respetando todas las señales de tráfico, son solo 7 minutos y 53 segundos. Poco se puede ahorrar de ahí.

– Falacia número 2:

Esta variante es necesaria porque en Portosín se producen importantes atascos: aunque se produjesen retenciones de vehículos a la vuelta de la playa en verano, a no ser que fuesen muy grandes, continuas y hubiesen fallado otras medidas para regular el tráfico (policía municipal, regulación de pasos de cebra…), esto no sería motivo para construir considerar la construcción de una variante, de hecho, en las ciudades de este país se producen atascos todos los días, mañana y tarde, los doce meses del año (ver entrada de Coruña un día laboral). Pero es que en Portosín, a pesar de que no hay ni un solo municipal para dirigir el tráfico, que los pasos de cebra no están regulados, que se permite aparcar a ambos lados de la carretera en muchas zonas… no se producen retenciones de tráfico de consideración ni siquiera en los meses de verano. Del resto del año ya ni hablo porque por ahí no pasa ni el Tato. Tanto es así, que algunos diarios han tenido que ilustrar estos hipotéticos atascos en Portosín con fotografías de retenciones de tráfico de la vecina localidad de Noia, que es algo así como intentar demostrar la existencia de vida en Marte con una foto de la romería del Rocío.

 

supuestos atascos en Portosín
Como no hay atascos importantes en Portosín, ni siquiera en los meses de verano, que justifiquen la Variante, algunos diarios, como El Correo Gallego en la edición del 13 de octubre de 2012, tuvieron que ilustrar la noticia con fotos de atascos en la vecina localidad de Noia.

 

 – Falacia número 3:

Si se llegase a construir un polígono industrial, esta variante sería necesaria para el paso de camiones: lo primero que hay que decir, es que la mayoría de las empresas que se asentarían en un hipotético (y probablemente muy lejano en el tiempo) polígono industrial de Porto do Son (ayuntamiento que apenas supera los 9.500 habitanes a pesar del “boom” urbanístico) serían empresas locales que ya están funcionando, por tanto, serían los mismos camiones de siempre. Aún en el caso de este pequeño polígono aumentase el tráfico local en, seremos generosos, 20 o 30 camiones al día, es decir, uno cada hora, podrían perfectamente circular por la actual AC-550  como lo llevan haciendo toda la vida.

 

camiones portosin
Los camiones nunca han tenido ningún problema para atravesar Portosín y eso que en algunos sitios incluso se permite aparcar a ambos lados de la carretera. En la foto, un camión sale del pueblo con total desenvoltura. Para hacer esta foto hubo que esperar varios minutos a que pasara el primer camión.

 

Las tres falacias que argumentan la Xunta de Galicia y políticos locales para sustentar la Variante de Portosín se caen por su propio peso. Pero además ocultan todas las consecuencias negativas que tendrá esta nueva vía para los vecinos, el medio ambiente y en las arcas públicas. Estas son algunas de las cosas que no nos quieren contar:

1.- Despilfarro de fondos públicos: una obra como ésta, que ocasionará tantos perjuicios y ningún beneficio, no debería construirse ni aunque fuese gratis, pero encima, en una situación de crisis como la actual, gastar 37 millones de euros en 7,5 km. de carretera, cantidad declarada por el conselleiro Agustín Hernández (ver noticia) para duplicar una vía ya existente y ahorrar, en el mejor de los casos, un par de minutos de coche no parece aceptable. Si alguien creía que después del aeropuerto de Castellón, la Cidade da Cultura o el AVE a Albacete los políticos ya habían aprendido que el dinero público es de todos y que por tanto hay que gestionarlo adecuadamente, estaba equivocado.

 

Portosin
En la foto Portosín, un pueblo al que políticos de uno y otro signo y promotores inmobiliarios destrozaron. Ahora han puesto sus ojos en la zona de la playa de Coira que sobrevivió a la catástrofe urbanística (primer plano) y en los montes que rodean al pueblo.

 

2.- Destrozo del medio ambiente: muchos montes que rodean Portosín y localidades cercanas, que sobrevivieron al “boom” urbanístico que destrozó la costa, serían arrasados por esta vía. En esos lugares viven multitud de especies animales, muchas de ellas protegidas. Esta carretera fragmentaría su hábitat y supondría una nueva trampa mortal para ellos.

 

Fauna atropellada
Los montes del lugar son riquísimos en flora y fauna, mucha de ella, protegida. En la foto, gineta (Genetta genetta) y lechuza común (Tyto alba), posiblemente con crías, atropelladas el 5 y 15 de mayo de 2013 respectivamente, en la AC-550, muy cerca de Portosín. Una nueva carretera paralela a ésta multiplicaría los riesgos de muerte para los animales.

 

3.- Probable perjuicio al comercio local: aparte de la pesca, la gente de Portosín vive, en gran parte, de la hostelería y de pequeños comercios al por menor. Desviar los pocos coches que pasan durante casi todo el año por el pueblo por la nueva carretera de circunvalación, seguramente perjudicaría al comercio local, como así ha sucedido en otros pueblos a lo largo de toda la geografía nacional.

 

autovia
En la foto, noticia de las quejas de los comerciantes de San Roque de Acebal, uno de los muchos pueblos de la geografía nacional, a los que la construcción de una carretera desviando el tráfico del pueblo ha llevado la ruina a los negocios.

 

4.- Perjuicio para senderistas, ciclistas y deterioro de la calidad de vida: uno de los principales atractivos para las personas que viven en esta zona y para los visitantes es la realización de rutas, a pie, en bicicleta de montaña o en otros medios de locomoción, por los montes de la zona. La variante de Portosín, que correría a lo largo de unos 7 km. paralela a la costa a través de estos montes, aldeas y fincas provocaría, además de un enorme impacto visual y acústico, que las personas se encontraran con una vía asfaltada cortando el territorio. Si esta nueva carretera estuviese vallada impediría el paso y si algún animal lograse entrar, probablemente, no encontrase la salida quedando encerrado en una trampa mortal. Si no la vallan, supondrá un nuevo peligro para niños y animales domésticos y silvestres en un lugar en el que hasta ahora se podía pasear con total seguridad.

 

caballo atropellado
Esta carretera supondría una grave molestia a las personas que hacen senderismo, rutas en bicicleta o a caballo, o simplemente se desplazan a hacer tareas agrícolas, y se convertiría en una trampa mortal para multitud de animales, incluídas las reses mostrencas que viven en esos montes.

 

 5.- Expropiación de propiedades privadas: para la construcción de esta vía innecesaria que corre paralela a la costa a lo largo de unos 7 km, obligatoriamente tendrán que expropiar las propiedades de muchos vecinos. El artículo 33.3 de la Constitución Española establece que “nadie podrá ser privado de sus bienes y derechos sino por causa justificada de utilidad pública o interés social”. Tal y como se ha explicado, esta obra faraónica no tiene ni utilidad pública ni interés social, a pesar de ello, no dudan en arrancar los bienes de los legítimos propietarios para satisfacer sus propios intereses.

 

variante de portosin
Muchos de estos montes y fincas quedarán arrasados por una carretera con la que se ahorraría, en el mejor de los casos, un par de minutos de coche. Un alto precio que el Conselleiro de Infraestructuras y Medio Ambiente no duda en pagar (con dinero ajeno, por supuesto).

Los políticos deberían explicar qué verdaderos intereses defienden con la construcción de la Variante de Portosín. Una obra innecesaria que duplicaría la carretera ya existente y correría paralela a la costa por los montes y fincas del lugar, causando un enorme impacto ambiental en una zona ya devastada desde tiempos del “boom” urbanístico. Además, a muchos vecinos le confiscarían sus propiedades y probablemente se perjudicaría a muchos pequeños comercios locales. Millones de euros de dinero público para hacer una vía absolutamente prescindible para ahorrar, en el mejor de los casos, un par de minutos de coche.

53 Comentarios

  1. Jorge, me parece muy bien que quieras la Variante, pero no estaría de más que dieses alguna razón para ello. Lo que cuentas de la calefacción en invierno y el aire acondicionado en verano creo que no viene mucho al caso.

    Tampoco es extraño, la Xunta no la justifica mucho mejor que tu. Es más, en la memoria en la que la pretenden justificar, en algunos puntos, roza la falsedad documental.

    El estudio de la Xunta que utilizan para justificar la Variante se basa en varias mentiras:

    1ª.- Que con la Variante se ahorraría un tiempo significativo en el trayecto. Como ves en el video, en hacer el actual trazado se tarda unos 8 minutos, ¿cuanto crees que se podría ahorrar de ese tiempo? Dos ingenieros de caminos han realizado un estudio al respecto y han concluído que el tiempo máximo de ahorro sería de 92 segundos, ¿crees que ese tiempo justifica la destrucción de montes y fincas de vecinos aparte del despilfarro de 37 millones de euros?

    2ª Que en Portosín se producen atascos. Eso, como todo el mundo sabe, no es cierto, en Portosín no hay problema de atascos ni siquiera en verano y en el hipotetico caso de que un día llegase a producirse una retención puntual, hay muchas actuaciones que se podrían hacer en el actual vial (ordenación de pasos de cebra, prohibir aparcar en algunos sitios…) sin tener que hacer una nueva carretera. Y el resto del año la actual carretera AC550 a su paso por Portosín está infrautilizada.

    3ª Que la nueva carretera aumentaría la seguridad. Otra falsedad. La actual carretera AC550 entre Taramancos y Cans (tramo que pretenden duplicar con la Variante) es una de las más seguras de Galicia. Y ahí están los propios datos de siniestrabilidad que lo atestiguan.

    Antes de construir una carretera, y más una vía de este tipo con semejante impacto en el medio y en las personas, no llega con decir afirmaciones inconcretas del estilo “no se puede parar el progreso” que sirvieron para llenar de infraestructuras innecesarias toda España (y por lo que se ve, no hemos aprendido), hay que demostrar con cifras reales y concretas porque es necesaria, algo que no ha hecho la Xunta de Galicia, por la simple razón de que esa Variante de Portosín no hay quien la justifique.

  2. Me parece que decir que se hace el trayecto en 8 minutos es una mentira de lo más grande, ya que por la carretera no andas solo tú y si te encuentras con un tractor,ciclistas o cualquier otro coche lento ya me dirás donde le vas a adelantar, por lo que tus 8 minutos se convierten en bastantes más y ya no te digo en verano. Hago el recorrido todos los días varias veces por motivos de trabajo. Me imagino que los que dicen que no vale para nada no tienen que desplazarse a menudo y si lo hacen les debe dar igual hacerlo en 8 minutos o en 30.

  3. Pues te imaginas mal, precisamente la gente de la zona de Portosín es la que más se opone a la Variante porque consideran que esta obra es una auténtica barbaridad. De hecho, hay presentadas en la Xunta de Galicia unas alegaciones firmadas por 551 personas. Firmas que fueron recogidas, en su mayor parte, puerta a puerta por unas vecinas del pueblo.

    Pues claro que se hacen los 7 kilómetros de recorrido en 8 minutos, lo que es una media de poco más de 50 km/hora, velocidad a la que hoy en día circula hasta el camión más ruinoso. Pero voy más allá, incluso un ciclista, y no hace falta que sea Indurain, puede hacer el recorrido en ese tiempo.

    Por cierto, yo también ando a diario por esa carretera y los tractores que me puedo encontrar en todo un año los puedo contar con los dedos de una mano ya que esa zona es muy poco agrícola. Y al que se encuentra un tractor, repito, de pascuas en viernes, no me parece que sea tan complicado adelantarlo.

    Dos ingenieros de caminos hicieron un informe en el que se detallaba que el máximo ahorro de tiempo que se podría ganar con la Variante de Portosín serían ¡92 segundos!. Y eso suponiendo que hagas los 7 kilómetros de recorrido de la Variante, porque los de Portosín, que están en la mitad del trayecto, ni eso. Es más, dependiendo de que salida cojas, incluso hay zonas en las que tardarías más por la Variante que por la carretera actual. Y en todo caso, ¡estamos hablando de una tremenda desfeita para ahorrar, en el mejor de los casos, unos segunos en uno u otro sentido!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here