El inmenso huevo de la malvasía

2
154

Hay hombres muy sabios que pasan desapercibidos, viven sin apenas hacer ruido, están ahí pero también están ausentes a los ojos de la multitud, de la sociedad. Ésa ha sido su elección y hay que respetarla, por lo tanto, omitiré el nombre de un hombre que está a la altura del mejor especialista de huesos de aves y mamíferos.

Esqueleto de malvasía cabeciblanca, fotografía cedida por el museo paleontológico de la Región de Murcia.

Amigo y compañero, ya me había comentado de su colección de esqueletos todos ellos montados y obtenidos en campo por él de aves, de mamíferos, en fin, así lo entendí yo  en las numerosas conversaciones de campo que tuve a lo largo de estos meses e imaginé que al no tener títulos renombrados su persona, ni aparecer en los periódicos ni en las portadas de revistas científicas  quedaría en un aficionado lleno de voluntad pero que no sobrepasaría los parámetros normales del conocimiento. Grueso error el mío, nunca hubiera imaginado el tesoro  que este señor colecciona en dos cuartos exteriores y aledaños en su propiedad, me dejó tan perplejo como el cortejo de la pareja de halcones peregrinos que tuve el gusto de contemplar ese mismo fin de semana.

Esqueleto de calderón común.

El señor X llevaba más de 40 años detectando cadáveres de animales y dándole el tratamiento necesario para su posterior montaje en diferentes posiciones. De la lista innumerable nombraré los más sobresalientes; alcatraz común, colimbo chico, colimbo grande, búho real , búho chico, autillo, lechuza común, calderón común, delfín listado, delfín mular, cachalote común… pero por si eso no fuera suficiente creo que tenía todas las especies de aves y mamíferos tamaño medio a pequeño así como una interminable lista de fósiles obtenidos en la Región de Murcia, estaba  ante una de esas personas que sólo puedes admirar por su dedicación y humildad al conocimiento y la conservación.

                  Esqueleto de buho real, ejemplar macho, fíjense en el tamaño de las uñas y garras.

Tras quedarme con la boca abierta por lo admirable del lugar, entonces, me enseñó unos huevos de malvasía, blancos y mayores que el tamaño de una gallina, más próximo al tamaño de un huevo de pavo negro (de esos que damos buena cuenta en Navidad). Hablamos de por qué la malvasía cabeciblanca ponía unos huevos tan desmesuradamente grandes y desproporcionados en relación a su peso corporal. Para haceros una idea; el huevo de un búho real es más pequeño y el de un águila perdicera también, y son aves que superan claramente en tamaño y envergadura alar a esta anátida.

Surgieron las preguntas y llegaron las contestaciones-¿podría ser que los pollos de malvasía nacieran muy desarrollados para tener más posibilidades en sus primeros días de vida? Recordemos que la malvasía es un ave que ha evolucionado poco a lo largo del tiempo, quizás esta sea la razón. Pero entonces,  paralela a esta cuestión surge otra, si es así, ¿por qué numerosas anátidas presentan nidadas con huevos de un tamaño mucho menor y sobreviven a los depredadores? Pequeños detalles que se me escapan, detalles de la biología de esta especie que intentaremos mostraros en próximos posts.

2 Comentarios

  1. Seguro que te interesa este articulo:

    Figuerola, J., Green, A.J., 2006. A comparative study of egg mass and clutch size in the Anseriformes. J Ornithol 147, 57–68.
    Extracto del abstract:
    “The factors explaining interspecific differences
    in clutch investment in precocial birds are poorly
    understood. We investigated how variations in clutch
    characteristics are related to environmental factors in a
    comparative study of 151 extant species of ducks, geese
    and swans (Anseriformes). Egg mass was negatively related
    to clutch size in a phylogenetic regression, a relationship
    that was much stronger when controlling for
    female mass. Nest placement was related to both egg size
    and clutch size, with cavity-nesting species laying more
    but smaller eggs. Egg size was positively correlated with
    incubation period and with female mass, and also with
    sexual size dimorphism (i.e. male mass relative to that of
    the female). Clutch size was not related to female mass.
    Species with long term pair bonds laid smaller clutches
    and larger eggs. The size of the breeding range was
    strongly positively correlated with clutch size and clutch
    mass, and its inclusion in multivariate models made
    other biogeographical variables (hemisphere, breeding
    latitude or insularity) non-significant. The small clutches
    in insular species appear to be a product of small range
    size rather than insularity per se. Our results suggest
    there is an evolutionary trade-off between clutch and egg
    size, and lend support to Lack’s resource-limitation
    hypothesis for the waterfowl.”

  2. Muy buen post Domingo.

    Impresionantes los huevos de la malvasía. Realmente no tengo ni idea de porqué algunas aves ponen unos huevos tan grandes en relación con el tamaño.

    Hay otras aves que también ponen unos huevos tremendos, los kiwis. Hay muchas especulaciones sobre el motivo de semejantes huevos, pero que yo sepa, nadie sabe a ciencia cierta la razón: https://sites.google.com/site/laboratoriodelhuevo/biohuevo-1/el-extraordinario-huevo-del-kiwi

    Y que yo sepa, en Nueva Zelanda, hasta que los seres humanos introdujeron gatos y otros depredadores, los kiwis apenas tenían enemigos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here