Digiscoping

3
18

digiscoping
“Azulón de gala” de Juan Manuel Benjumea.

El digiscoping, es una nueva técnica fotográfica ingeniada para conseguir aumentos mucho más allá de los conseguidos con los objetivos tradicionales que desde siempre se han utilizado por los fotografos de naturaleza.
La palabra proviene de un anglicismo basado en combinar las palabras “digital”, referente a las cámaras
empleadas y “spotting scope”, denominación en inglés de los telescopios terrestres de observación.
Este sistema fotográfico fue inventado por Laurence Poh ( fallecido en 2004), en su país de origen Malasia, alrededor de los años 1998-1999, al que se le ocurrió llevar a cabo este tipo de acoplamiento entre una cámara digital Nikon y un telescopio de observación terrestre, por lo que la historia de esta técnica es bastante reciente, aunque haya sufrido una evolución muy rápida con un proceso de expansión, a
nivel mundial, realmente impresionante. Esta combinación de elementos, nos provee de un equipo fotográfico muy potente respecto de la posibilidad de acercarnos, hasta límites insospechados, a toda clase de especies aunque fundamentalmente se usa para la captura de imágenes de aves. Una vez acoplados el objetivo de la
cámara a un ocular zoom de 20-60x del telescopio conseguiremos una gama de longitud focal entre 1.800 y 9.000 mm. que nos depara una potencia incomparable respecto de los teleobjetivos tradicionales que no pueden ir más allá de los 1.200mm. y esto último basado en el uso de duplicadores 2x que merman mucho la
calidad de un 400 ó 600 mm. Mediante el digiscoping podemos hacer fotos de grandes aves como también de otras diminutas, mamíferos lejanos como osos, lobos o zorros, flores e insectos, que acaparan todo el cuadro y además, y lo que es muy importante, manteniéndonos a distancias suficientemente lejanas como
para que, en ningún momento, podamos molestar lo más mínimo a los animales.

monsenor
“Monseñor en oración” de Juan Manuel Benjumea

Para comenzar a disfrutar de ésta técnica, necesitaremos, básicamente una cámara compacta con enfoque retractil (no valen todas las compactas, aunque si la mayoría) adaptadores, telescopio, disparador remoto y un buen trípode o saca de arena.
Tampoco valen todos los telescopios ya que segun su calidad, serán nuestras fotos, mas o menos luminosas.
Les recomiendo leer el imprescindible artículo de Adolfo Marpez, responsable del Portal Español de Digiscoping, sobre que telescopios usar, que cámaras, que adaptadores, etc .

Dejo aqui un ilustrativo vídeo de mi foro favorito, Nikonistas, sobre como montar nuestro artefacto.

Los libros de Adolfo Marpez en:
http://www.digiscopingcenter.es

Compartir
Artículo anteriorLa Titanoboa, descubren el fósil de la serpiente más larga del mundo
Artículo siguienteLa Lista Roja de la UICN
Actriz, cuentera, fotógrafa, cocinera,amante del vino y las charlas largas,eterna optimista, apta para los toxos (resistencia confirmada en Capítulo 0) miedosa al agua turbia, las cuevas oscuras y las personas de mala fe (aunque si hay que fotografiar desafía lo que haga falta) Mi vida seria y responsable (la que deben leer suegros,cuñados y empleadores) aquí. Axena ha sido para mi un soplo de aire nuevo, de frescura y ganas de hacer "conloquehaya" en medio de un montón de gente que no hace nada teniendo todo. Creo que aporto muy poco a la asociación, solo cuando puedo intento ir a fotografiar en que andan y por sobre todo a aprender a no perder la capacidad de asombro. Los lunes y algún extra, me pueden ver por el blog. Suelo hablar de mi gran pasión, la fotografía, intentando compartir de manera sencilla , algunas herramientas, conceptos y enlaces que ayuden a contar a través de las fotografías el mundo que nos rodea.

3 Comentarios

  1. La verdad es que las fotos son geniales (muy buena esa del “monseñor en oración”). Ya nos veo a todos probando con la cámara, fixo y telescopios de “astronova” o sucedáneos.
    “Nunca te acostarás sin saber una cosa más”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here